No es la crónica de un mundo... es la historia de muchos.

martes, 4 de febrero de 2014

LA IRA DEL PRIMER LANTERN

                Parecía que no iba a llegar nunca este día, pero ha llegado. La franquicia de los Green Lantern deja de estar en manos de Geoff Johns, que deja sitio para sangre nueva con la publicación del final de su última saga (o de su saga continuada, ya que todo ha sido una concatenación de sagas una tras otra). La Ira del Primer Lantern es el final de una etapa para la parte más verde del Universo DC, y supongo que el inicio de una nueva… pero veamos cómo ha sido este final.
                Geoff Johns llegó a Green Lantern cuando el puesto oficial de Green Lantern de la Tierra era de Kyle Rayner, y basó todo el arranque de su etapa en el regreso de Hal Jordan. El personaje había sufrido un largo proceso de caída y alzamiento, convertido en villano y luego en salvador del planeta en diferentes sagas. Johns construyó una saga en la que redimía a Jordan a través del mecanismo “Fénix” (él no era el responsable de sus malas acciones, sino que era víctima de Parallax, una criatura que representaba el Miedo y la debilidad de los propios Green Lantern). Johns reescribiría la historia de Jordan, dándole incluso un nuevo origen (dirigido hacia sus propias pretensiones), y comenzaría llevándolo todo poco a poco y con bastante habilidad hacia la que sería su primera gran saga, La Guerra de los Sinestro Corps. Lo cierto es que a muchos nos pillaría con el pie cambiado, sorprendidos por lo que estábamos viendo que se estaba formando en el lado verde de la galaxia, pero más lo sería cuando las consecuencias de este trabajo se fueran extendiendo, en la propia Green Lantern y en las colecciones que irían surgiendo a raíz de esta. La Guerra de la Luz dio paso a La Noche Más Oscura, donde la franquicia de Green Lantern se ponía en pleno centro del Universo DC, llegaría el Día Más Brillante…



                Y bueno, Johns seguiría creando una serie de sagas en su entorno para dar cada vez mayor importancia a las manipulaciones de los Guardianes, y su lucha por imponer la ausencia de emociones al Universo. Para ello, crearían al Tercer Ejército, al que los Lantern se han enfrentado hace poco, y para el cual utilizarían a una creación de última hora de Johns… y muy antigua de los Guardianes. Volthoon, el Primer Lantern. Y es precisamente el enfrentamiento entre Volthoon y los Corps el broche que Johns ha elegido para acabar su relación con el lado verde.
                El tomo publicado por ECC incluye los números finales de Green Lantern, pero también de Corps, Red Lanterns y Nuevos Guardianes, ya que el remozado va a ser total. Aquí tenemos la batalla final contra Volthoon, la conclusión de los problemas en Ysmault con los Red Lanterns, etc.
                ¿Mi opinión? Siempre he sido y seré un gran fan de Johns, creo que nos ha dado grandes momentos… pero que en esta ocasión, podría haber dejado la serie antes. Las últimas sagas son bastante forzadas, y aunque en ningún momento la lectura decae, el sistema de una saga tras otra es bastante forzado y hace tiempo que no le venía sentando del todo bien a la serie. Por supuesto, a nivel gráfico, se ha visto excepcionalmente acompañado en todo momento. Iván Reis, Daniel Acuña, Ethan van Sciver, Fernando Pasarín, o Doug Mahnke (probablemente uno de los grandes ganadores de esta colección, pues ha resultado un dibujante tremendamente solvente) han dado la réplica a los guiones de Johns y Peter Tomasi, el otro gran nombre de todo esto, y han convertido las series en un referente de ciencia-ficción y aventuras.

                Lo dejan duro a los que vengan para mejorar lo que han trabajado…