No es la crónica de un mundo... es la historia de muchos.

viernes, 10 de mayo de 2013

LOS VIERNES DE MARCO: ELVIRA 2


Parece Villafantasmas ahí abajo…


¿Quién dijo que las segundas partes no son buenas?

            Y tras el éxito de “Elvira, Mistress of the Dark”, llega “Elvira 2. The Jaws of Cerberus”. Y, aunque es cuatro veces más grande, vuelve a ser tan bueno como el primero. Mejores gráficos, mejor sonido y mejor manejo de todo. Ahora la acción nos lleva al “Black Widow”, el estudio de Elvira. Allí tendremos que pisar tres platós para poder volver a rescatar a nuestra pechugona amiga. La jugabilidad es parecida al primero, con la salvedad de que aquí el que hace los hechizos eres tú. A lo que se añade un parámetro de inteligencia para poder crearlos.


Winter is coming...

            Como dije antes, tenemos tres estudios por los que podemos movernos. Uno es la típica casa encantada (el mejor) con todo tipo de fantasmas. Aquí veremos un Frankenstein, un vampiro y un fantasma entre otros. ¡Parece el castillo del Misterio… pero no lo es! Aquí predominan los puzzles y darle un poquito más al tarro. Es la parte más “aventura gráfica” del juego. En otro estudio encontraremos una especie de madriguera de bichos gigantes de cuatro pisos… ¡con arañaza enorme incluida! Aquí predomina la fuerza en combate. Y el tercer estudio tiene un cementerio, una iglesia… y bajo la iglesia lo que Elvira y mi primo Jorge y yo llamamos: ¡Villafantasmas! Suena tétrico, ¿verdad? Pues no deja de ser un “Dungeon” laberíntico. Aquí es donde podías convertirte en sapete (je, je, je).
            Aparte de eso, está el estudio en sí. Con sus camerinos, salas de espera, maquillaje y sus brujas con ojos que saltan… ejem… quien haya jugado lo entenderá. Si el primer Elvira no era fácil, el segundo es prácticamente imposible. Un mal paso y todo se va al garete. Como el utilizar el hechizo de “Telekinesis” para coger la llave de la pecera de las pirañas. Puede parecer lo lógico, pero ese hechizo está para otro cometido y a las pirañas hay que envenenarlas. Pues así un montón de casos más.



Más de uno no se habrá fijado... ¡pero es un monstruo! Mira más arriba...
            Y si Elvira era violento, Elvira II no iba a ser menos. La sangre es un elemento indispensable en este gran juego. Y las formas de morir, de lo más curradas. Corre un video por Internet de dos horas donde se ve a un tío acabarse el juego paso a paso. Cuando lo vi me di cuenta… ¡es imposible! No así terminar Waxworks, el tercero en discordia y hermano pequeño de estas dos maravillas. Pero eso ya es otra historia…
            ¡¡Felices Pesadillas!!