No es la crónica de un mundo... es la historia de muchos.

jueves, 1 de septiembre de 2011

MARVELTOPÍA: DOCE

                Hace ya varios meses que no hablaba sobre Marveltopía, y hoy, en previsión de que pronto estará la actualización de Agosto en la página (ya sabéis, www.marveltopia.com), he decidido hacer un poco de publicidad, y a responder un enigma que pende sobre la página… o a responderlo lo suficiente como para enganchar a algún posible lector. ¿Qué es DOCE?
                Como ya conté en el post de presentación sobre Marveltopía (lo podéis ver en Enero de este mismo año… hace ya un poco), esta página lleva ya más de diez años funcionando, lo que significa que por ahí han pasado algunas docenas de aficionados, lo que ha generado una continuidad que en muchos casos es tan compleja o más que la del Universo Marvel tradicional. Y con los bailes de guionistas, es inevitable que muchos argumentos y tramas se queden abiertos.


                Para celebrar el décimo aniversario de Marveltopia, se decidió organizar un macroevento que implicara a todo el universo marveltópico, las Guerras Infernales. Lo podéis encontrar completo en la sección “Terrortopía” de la página, pero os hago un breve resumen aquí mismo. En los meses anteriores a las Guerras Infernales, se iba viendo que algo estaba pasando en los reinos infernales, dominados por Hellstorm, Belial y Corazón Oscuro. Con el regreso de Mefisto en las páginas de “Motorista Fantasma”, se daba el pistoletazo de salida a las Guerras Infernales: preocupados por el regreso del mayor de los señores demoníacos, se iniciaba una guerra entre los Señores Infernales que se extendía a otros reinos, como la Tierra o el Limbo. Fue un trabajo arduo, pero prácticamente todas las colecciones de Marveltopía que tenían vigencia vivieron su reflejo de las Guerras Infernales. Y además, lo genial era que al final de las Guerras Infernales, Marveltopía quedaba prácticamente sincronizada a la perfección.
                Era el momento de un gran salto. Yo, como uno de los escritores de Marveltopía, soy el primero en admitir que hacerse cargo de algunas colecciones entrañaba una gran dificultad, ya que suponía ponerse al día de una continuidad propia, en muchos casos compleja, y que se podía extender por varias colecciones y sagas. Guerras Infernales sincronizaba todo… y era el momento de dar el Gran Salto Adelante. Tras las Guerras Infernales, todas las colecciones de Marveltopía arrancaban con la etiqueta “Renacimiento: Un Año Después”. Un año en blanco ha transcurrido desde el final de las Guerras Infernales, una tábula rassa sobre la que cualquier aficionado, dentro de los márgenes marcados por el Jefe (Correia) puede trabajar, sin tener que preocuparse por una gran carga o grandes complejidades. Ha pasado un año… puede haber pasado cualquier cosa. Alineaciones, muertes, resurrecciones…

                Pero eso dejaba un hueco. Un fallo en la continuidad, por así decirlo. Había tramas, iniciadas mucho antes de las Guerras Infernales que quedaban colgadas, como por ejemplo, la trama de los Siete Hermanos, que había surgido de las páginas de Generación-X, Silver Surfer y la limited Warlock: Caballos de Troya, y que no había encontrado un final. Y además… Un año en blanco… A todos los aficionados al mundo del cómic os vendrá a la cabeza el término “52”. Cuando planteamos el Renacimiento, yo lo hice. Y mi compañero, Cano, también. Y así surgió DOCE. Obviamente, nosotros no tenemos las posibilidades de publicar una historia semanal, pero sí nos comprometimos en principio a un número de cómic al mes (vale, hemos tenido algunos retrasos, pero eso son cosas de la vida), y vamos ya por el número ocho, que debe estar a punto de salir, si no lo ha hecho ya cuando leáis esto.
                En DOCE, vais a encontrar la resolución a la trama de los Siete Hermanos (emanaciones físicas de las Gemas del Infinito). Vais a encontrar las consecuencias del cambio de la Edad de la Magia provocado por las Guerras Infernales. Vais a ver profundos cambios en Hydra, y una gran guerra que amenaza en el futuro. Vais a ver la resolución de un conflicto a tres bandas que se gesta en el Caribe, con el dominio de Magneto y la Patrulla-X (Neo-Avalon, situado en Marveltopía en la antigua isla de Magneto, aquella que conecta con el reino de Belasco y los N´Garai), el reino de Atlantis (con Namor al frente) y los Inhumanos, ya que Attilan se alza en estos momentos sobre el dominio de los Atlantes, emergido. Y todo ello coordinado por una nueva y manipuladora Madame Hydra, cuya identidad dará mucho de lo que hablar.


                DOCE es además el terreno donde los personajes que habitualmente han sido considerados secundarios adquieren protagonismo. Alistaire Stuart, Nathaniel Richards, Capitana UK, Colleen Wing, el Caballero Luna, Hellstorm, U.S.Agente, la Visión, Jennifer Kale, Lyja y la Antorcha Humana, Carol Danvers, Constrictor, el Hombre Hormiga, Karnak… Son sólo algunos de los personajes que se convierten en protagonistas de DOCE. Y creedme si os digo que se trata de una historia muy completa y para casi todos los gustos: guerras cósmicas, magia, tejemanejes políticos, traiciones, secretos… Todo tiene cabida en DOCE.  Además, para rematar, Correia tuvo la genial idea de que cada una de las portadas de DOCE fuera obra de un dibujante diferente, de modo que hay trabajos para todos los gustos y de todos los estilos, como podéis ver en las que os pongo de muestra.
                Así que nada, frikis del mundo… Renacimiento: Un Año Después es un momento estupendo para unirse a Marveltopía, como lectores o como escritores… Y DOCE, es el preludio perfecto para hacerlo.

3 comentarios:

David G. dijo...

Una gran serie de una gran linea!

Doc Banner dijo...

Ay, que envidia sana, tenia en mente hacer algo similar tras el Crepúsculo de los Dioses en AT, pero no pudo ser. Enhorabuena y mucha suerte, que esta de coña.

Tomás Sendarrubias dijo...

Ya puede estar bien, porque nos está costando la vida... ¡¡LA VIDA!! :)